Consejos para maximizar el espacio de tu cocina

La cocina es uno de los lugares más importantes de cualquier casa o departamento. En ella se pasa una gran parte de la vida familiar. Todos los días es necesario entrar allí ya que cocinar es una de las actividades prioritarias para todos. El problema ocurre cuando se trata de un ambiente demasiado pequeño y que no nos llama a estar mucho tiempo allí.

Pensando en esto, decidimos darte algunos consejos para maximizar el espacio de tu cocina y de esta manera hacer que este ambiente sea agradable y, además, ganar mucho más espacio para guardar todo lo que necesites.

Colocá ganchos en una parte del muro libre

Si tenés muchas ollas de diferentes tamaños o utensilios que se pueden colgar, una buena idea es colocar ganchos en una pared para aprovechar el espacio al máximo. Es algo barato y que te va a permitir tener todo a mano sin necesidad de apilar las cosas ocupando un espacio que podés emplear para otro tipo de menesteres.

Añadí un mueble rinconero

En las mueblerías o también en algunos supermercados grandes, venden unos organizadores con varios estantes y cajones que son perfectos para colocar en las esquinas de la cocina. Podés poner uno y colocar allí todos los elementos que empleás para cocinar a diario. Vas a tener todo a mano y tu cocina se va a ver mucho más grande y organizada.

Cajas, cajas y más cajas

Hay cosas que no usamos siempre pero que, aunque parezca increíble, siempre están en el medio ocupando lugar y quitándonos espacio para poner otros objetos que son realmente necesarios. Para eso no hay nada mejor que comprar algunos contenedores de plástico de gran tamaño y colocar las cosas allí. Cuando ya tengas todo guardado, solo resta que lo pongas sobre la alacena o arriba de la heladera. No molestarán y vas a saber dónde encontrarlos en caso de que necesites algo de allí.

Acomodá los productos de limpieza

Todos aquellos productos de limpieza que tengan atomizador, además de la función que tienen obviamente de esparcir el líquido de limpieza  en forma de llovizna para asear más fácilmente las superficies, pueden ser guardados debajo de la pileta de la cocina colgados de una barra de metal que podés colocar allí. Vas a tener lugar para colocar esos elementos y además te va a sobrar espacio para poner el resto de los productos de limpieza.

Colgá el secaplatos

La mayoría de las cocinas de hoy en día tienen poco espacio en las mesadas y, si a eso le sumamos un secaplatos y todo lo que solemos poner allí arriba, ¡menos que menos! Por eso, una buena idea es colgar el secaplatos de la pared. No te olvides de colocar alguna bandeja debajo para que el agua no caiga en cualquier lugar.

Pegá los objetos de metal al muro

Si tenés cuchillas, tijeras u otros objetos metálicos que están siempre estorbándote, una buena idea es colocar una tira de imán en la pared y “pegar” allí mismo los utensilios para encontrarlos fácilmente y hacer más lugar.

Poné estantes anchos

Si tenés mucho espacio libre en la pared y querés maximizar su utilidad, una buena idea es colocar unos estantes a todo lo largo. De esta manera vas a poder guardar todo lo que no uses y tenerlo siempre a mano. Una cocina ordenada es sinónimo de pulcritud y de mayor espacio, ¡no te olvides de eso!

Utilizá mesas plegables

La mesa plegable es una gran ayuda porque podés extenderla cuando todos van a desayunar y doblarla contra la pared cuando no sea necesaria. Es una buena manera de ganar espacio y, mucho más, si también le sumás sillas plegables que se pueden apilar cerradas contra la pared. Esto es muy útil sobre todo si tu cocina es pequeña y suelen pasar mucho tiempo en ella.

Instalá puertas corredizas

No hay nada que ocupe más lugar que las puertas de los bajo mesadas o de las alacenas. Por lo general, cuando estamos apurados, olvidamos cerrarlas y no es difícil toparnos con una de estas de sorpresa y que nos deje un agradable chichón en la cabeza o en una pierna. Una buena idea para evitar esto y además maximizar el espacio en la cocina, es colocar puertas corredizas en todos los lugares posibles.

Construí una barra desayunadora

No hace falta poner una mesa en la cocina si es que no querés optar por una rebatible o tipo libro. Podés reformar una de las paredes y transformarla en una mesa desayunadora. Solo es cuestión que tires abajo la mitad de uno de los muros y la revistas, en la parte superior, con una placa de madera que hará las veces de mesa. Es un detalle que comunicará la cocina con el living o comedor pero sin unirla del todo lo cual seguirá dándole privacidad. Si querés darle un toque más personal, podés cubrir la zona con ladrillos de esos que son tipo laja.

Colocá una isla

Si tenés los suficientes metros cuadrados como para colocar una isla en el centro de la cocina, es una muy buena idea, ya que podés colocar bajo mesadas en los cuatro costados y maximizar el espacio por completo. Vas a poder poner allí tarros de especias, alimentos y todo lo que se te ocurra además de darle un aspecto muy moderno a tu cocina.

Pintá de colores claros las paredes y el cielo raso

Si bien este no es un consejo que te podemos dar para maximizar el espacio de la cocina, sí te servirá para que parezca mucho más grande de lo que es en realidad. Pintar las paredes y el techo de colores claros como el blanco, el amarillo o el verde agua, asegurarán que este ambiente se vea de un tamaño mucho mayor del que es en realidad. Además debés tener en cuenta la iluminación ya que, cuantas más ventanas haya, será mucho mejor. Con estos consejos para maximizar el tamaño de la cocina, tené por seguro que el resultado va a ser increíble.